920350000 Plaza del Mercado Chico,1

La Muralla. Crónica visual 18 Atracción para viajeros

18La estela de imágenes de los fotógrafos extranjeros Clifford, Laurent y Lévy, fue seguida a en el siglo XX por el austriaco Alois Beer (1900), al que siguieron los alemanes Kurt Hielscher (1915) y Otto Wunderlich (1920); los estadounidenses Arthur Byne y esposa (1915-1918), Arnold Genthe (1922), Ruth Matilda Anderson (1923-1930), Kidder Smith (1957) y Eliot Elisofón (1962); los franceses Jules Richard (h.1900-1920), Henri Guerlin (1914), Marcel y Jane Dieulafoy (1901-1920), Maurice Legendre (1936), Jean Dieuzaide – Yan de Toulouse (1954) e Yvonne Chevalier (1956); y la también austriaca Inge Morath (1955). Todos ellos tomaron Ávila como turistas y descubridores de nuevas tierras, y dejaron su impronta gráfica de la ciudad que les acogió en importantes obras y fondos fotográficos que ya forman parte de la historia de la fotografía en España.



La atracción que Ávila ejerce sobre los viajeros extranjeros se remonta al final de la Guerra de la Independencia, cuando los jóvenes ingleses descubrieron que la España del siglo XIX encuadraba en la imagen romántica de la época más que ningún otro país de Europa, pues encontraban iglesias y palacios desmoronados esparcidos alrededor de las ciudades; y había altaneros mendigos y caballeros bandidos, escribió Geral Brenan.

Los viajeros extranjeros apreciaban en Ávila la panorámica medieval que dibuja su fabulosa muralla, donde se guardaban atractivas formas de vida tradicionales y antiguas costumbres, y así fue retratada por los Srs. Garret, un matrimonio inglés que recorrió la ciudad hacia 1906. El mismo sentimiento romántico atrajo también a Kurt Hielscher (1881-1948), quien en 1915 visita la ciudad. Al año siguiente publica sendas fotografías monumentales de la puerta de San Vicente y el Ábside de la catedral en la revista La Esfera bajo el título “Ávila, monumental y artística”, con lo que pretende destacar los elementos fundamentales del paisaje arquitectónico de la ciudad medieval: “La ciudad castellana que encierra tantas maravillas de la piedad, la Historia y el Arte. A los robustos sillares de sus murallas vive unido el recuerdo de rancias historias y tradiciones, fuentes de inspiración para los que buscan los inefables placeres de la belleza”.

Fruto del viaje de Hielscher por Ávila y España fue una selección de fotografías que publicó en un libro con el título La España Incógnita (1921), donde se incluye una perspectiva parcial de la ciudad protagonizada por las murallas que fue tomada desde el mismo lugar que lo hizo en 1570 Wingaerde, cerca del cerro de San Mateo, y otra del antiguo cementerio de Santa María de la Cabeza. este libro alcanzó un enorme éxito comercial en sus diversas ediciones en francés, alemán, inglés y español, a las que siguieron interesantes exposiciones, con lo que una vez más Ávila y la muralla se convierten en patrimonio universal.

Jesús Mª Sanchidrián Gallego

Lechero junto al torreón del homenaje. Jean Dieuzaide (Ya de Toulouse), 1956. Colec. Adolfo Oviedo.

Visto 751 veces
feder logo
europa imp_logo
europa imp_logo
europa imp_logo
jcyl logo