920350000 Plaza del Mercado Chico,1

La Muralla en la mirada. Crónica 20. Las Murallas de Teresa

20La imagen de las murallas vistas desde la lejanía constituye las señas de identidad de Ávila, y así, la revista Estampa del 28 de febrero de 1928 encabeza el artículo ilustrado por Wunderlich con esta vista bajo el título “Las Murallas de Teresa”, el cual encabeza un texto de José Sánchez Rojas que añade: “Son de oro durante el día y de plata alumbradas de noche por la luz lunar, titulo de texto que firma recias y fuertes son estas graciosas murallas medievales”.

 

El fotógrafo alemán Otto Wunderlich (1886-1975) llegó a España en 1917, año en el que comenzó a viajar con la cámara por encargo de anticuarios, empresas constructoras e industrias. Al mismo tiempo, Wunderlich también documentó Ávila y los pueblos de Gredos, así como la España del momento, en fotografías espontáneas e intuitivas las cuales se publicaron en las revistas Blanco y Negro, Nuevo Mundo, La Esfera y Estampa, y sirvieron para ilustrar libros de geografía, y los folletos turísticos de Ávila y otras provincias editados durante la segunda república por el Patronato Nacional de Turismo.

La visión de Ávila que muestra Wunderlich en la revista La Esfera se encierra en una gran fotografía del sepulcro del Tostado tomada en la catedral, además de extraordinarias vistas de Arenas de San Pedro y Mombeltrán, entre otros pueblos del Valle del Tiétar que luego se incluyeron en la revista Narria. Finalmente, las fotografías de Wunderlich se comercializaron en una colección de fototipias sueltas titulada Paisajes y Monumentos de España, formada por veinte carpetas con diez vistas distintas cada una, donde Ávila aparece representada cobrando especial protagonismo en la contemplación de la muralla y en una perspectiva de la ciudad desde los Cuatro Postes.

Con similar afán a la del viajero Wunderlich, la “Hispanic Society of América” se ocupó de retratar España, y entre sus fondos Ávila ocupa un lugar destacado. La “Hispanic” es una institución fundada en 1904 en Nueva York por A.M. Huntington como biblioteca, museo y centro docente para fomentar el conocimiento de la cultura española, guarda un interesante fondo fotográfico de imágenes de España, y también de Ávila, creado por su fundador para documentar el arte y las costumbres españolas, el cual se nutrió con fotos de Clifford, Laurent, Alguacil, Hielscher y Ortiz Echagüe, y otras tomadas por los expedicionarios americanos A. Byne y Ruth Matlda Anderson. Deteniéndonos ahora en estos últimos fotógrafos, conviene destacar que Arthur Byne (1884-1935) y su esposa Mildred Sapley Byne (1879-1941), ambos arquitectos, recorrieron España durante 1915-1918, captando en Ávila diversas vistas de sus monumentos y gentes. Lo mismo hizo la historiadora Ruth Matilda Anderson (1893-1983), auténtica artífice de fondo fotográfico de la Hispanic Society que reunió en los viajes que hizo entre 1923 y 1930, entonces la verdadera esencia de Ávila y la España rural.

Con igual interés que los autores reseñados, citamos la obra americana del alemán afincado en San Francisco (EE.UU) desde su juventud. Arnold Genthe (1869-1942), famoso por sus fotos de Chinatown y el terremoto de la ciudad ocurrido en 1906. Arnold Genthe retrató Ávila para la obra Some famous vagabonds de Frederich O´Brian, fotos incluidas en The Mentot (1922), destacando varias imágenes del Mercado Grande y del lienzo norte de la muralla con el bullicio de los paisanos y sus caballerías. A este trabajo añadimos las fotos que hizo de la Puerta de San Vicente el también estadounidense de Alice Van Leer Carric para su obra Collector´s Luck in Spain (1930), igual que las expresivas imágenes de una yunta de vacas pasando junto a la muralla por la ronda vieja o de la calle Reyes Católicos editadas por Robert Medill Mcbride para la revista inglesa Travel (New York, 1930) ilustrando el artículo “La grandeza de la caballería castellana”; o las originales vistas que tomaron Charles I. Freesto de la puerta del Adaja y otras para su libro Roast os Spain (1930), Henry Albert Phillips del lienzo norte para el libro Mett the Spaniards (1930), George H. Pound de la puerta del Adaja, y el arquitecto Kidder Smith en 1957 del Rastro y el antiguo atrio de San Isidro.

Finalmente añadimos que otro americano, el fotógrafo Eliot Elisofón visitó y retrató Ávila en 1962, como bien ha reseñado su acompañante de entonces Aurelio Sánchez Tadeo. La imagen de la ciudad que seleccionó Elisofon y con la que obtuvo el Premio Mundial de Fotografía “Ciudad de Nueva York”, fue la que se ofrece desde el cerro de San Mateo, una corona que se eleva sobre el río Adaja, a cuyos pies pastan pacientemente unas ovejas negras de raza karakul, la cual fue portada de la famosa revista americana LIFE Magazine, lo que sirvió para acrecentar en Ávila el turismo americano.

Entre los viajeros franceses ya hemos mencionado a Henri Guerlin, debiendo añadirse ahora al matrimonio Marcel y Jane Dieulafoy, quienes retrataron la muralla con especial interés artístico para la obra El arte en España y Portugal (1920). A ellos unimos también el hispanista Maurice Legendre, quien llegó a ser director de la Casa Velázquez, y que en 1928 ya había realizado dos mil placas sobre Las Hurdes, seleccionando de su largo recorrido fotográfico por España las imágenes que publicó en el libro de fotografías titulado En España (1936), donde Ávila figura entre las ciudades representadas como ciudad monumental y a la vez pintoresca, trabajo en el que le acompañó el fotógrafo M. E. Boudot-Lamotte. También eran franceses los fotógrafos especializados en la edición de tarjetas postales José Lacoste y Lucien Roisin, quienes se prodigaron en la comercialización de vistas de Ávila y de la muralla; el inventor de artilugios estereoscópicos Jules Richard; la fotógrafa Ivonne Chevalier, que se inspiró en la “Nouvelle Vision” para dar nuevas formas al arte fotográfico, sus fotos fe Ávila se incluyen en La Vie de Sainte Thérèse d´Ávila (1950) de Marcelle Auclair; y Jean Dieuzaide -Yan de Toulouse (1921-2003) , un consagrado fotógrafo humanista autor de estampas típicas abulenses, como las del lechero a lomos de su burro junto al torreón del homenaje, la de Puerta del Carmen o la de las huertas de Prado Sancho con la muralla al fondo, realizadas hacia 1954.

Finalmente, entre los ilustres viajeros reseñamos al holandés Cas Oorthuys (1906-1985) y a la austriaca Inghe Morath (1923-2002), quien estuvo casada con el dramaturgo Arthur Miller y fue conocida como la dama de la fotografía, trabajó para la agencia Magnun y las revistas Vogue, Life y París Mach, colaboró en rodajes cinematográficos, y recorrió España entre 1953-1957 de la mano de Robert Capa. Como imagen más representativa de Ávila, Inghe Morath seleccionó la escena de una niña leyendo en el Mercado Grande junto al burro del lechero, es esta la imagen de la quietud de una ciudad callada y centenaria.

Jesús Mª Sanchidrián Gallego

(Foto: Rebaño de oveja en el cerro de san Mateo y vista de la ciudad. Eliot Elisofón, 1962. Colec. Aurelio Sánchez Tadeo).

Visto 681 veces
feder logo
europa imp_logo
europa imp_logo
europa imp_logo
jcyl logo